• El perfecto sacrificio - Diezmos y ofrendas

    Universal.org

  • $4.99

  • Description

    La gracia de Dios se puede comprender como una relación bilateral.

    La iniciativa es de Dios, pero es necesaria la aceptación por parte del hombre para que esa relación se complete.  La aceptación de la gracia, por otro lado, se da por la fe, y exige renuncia, dedicación, obediencia y sacrificios.

    Seguir al Señor Jesús es unirse a Él y eso significa ser copartícipe en la construcción de Su reino, del cual la Iglesia es su base.  Dios, que sacrificó a Su proprio Hijo por nosotros, desea que seamos delante de Él, sacrificios vivos y agradables.

    Es sobre este asunto que el obispo Macedo discurre con mucha propriedad en este libro.

Share this product